La fórmula para una agenda digital: I+I+I

Lo que ocurrió ayer debe repetirse, pero sobre todo concretarse. Bajo el resguardo de las instalaciones del Senado, el debate y la reflexión en torno al Foro “Agenda digital para transformar a México” , que tiene que seguir el país para dejar atrás el rezago tecnológico es, sin duda, un elemento fundamental que va a determinar el camino a seguir. Ahora sólo queda ponerse a trabajar.

La disposición de la sociedad en general por actualizar y potencializar el rol de las tecnologías de la información en el desarrollo económico y social es innegable. Activistas, políticos, académicos, funcionarios, empresarios y emprendedores construyeron, a partir del diálogo y el intercambio de ideas, los cimientos conceptuales de lo que deberá ser un guión de una política pública, que en mi opinión deberá contener los siguientes tres componentes: incluyente, integral e innovadora.

1.- Incluyente porque a pesar de los notorios avances en penetración de Internet, la infraestructura tecnológica del país aún está infraservida. Los 30 millones de internautas y los más de 80 millones de aparatos móviles son tan sólo un termómetro que indica que la adopción se está democratizando, pero lamentablemente su ritmo sigue siendo menos veloz que el de otros países en vías de desarrollo.

El tema de la cobertura y el marco regulatorio es otra cuestión sustancial en material de inclusión. Este año la licitación de frecuencias y la del espectro radioeléctrico, avalan el esfuerzo del gobierno por impulsar la convergencia a través de una mayor competencia que beneficiará al consumidor final al acercarle más y mejores opciones a precios más accesibles. Desgraciadamente, el crecimiento de la economía nacional aún no da para siquiera, diagnosticar la posibilidad de una adopción absoluta en el corto y el mediano plazo. A este respecto, la Secretaria de Comunicaciones y Transportes, en palabras de Eloísa Talavera, coordinadora de la Sociedad de la Información y el Conocimiento de la dependencia, aseguró que la brecha digital en México ya no existirá en 2015, fecha en la que también deberá quedar resuelto el llamado “apagón analógico”. Estará por verse.

2.- Integral, ya que el multidisciplinario perfil de ponentes y asistentes, validaron este punto. La agenda digital que requiere el país para transformarse debe estar  vinculada en una plataforma multisectorial. En el estudio y diseño de una política pública de este calibre deben participar todos. Los ciudadanos en general, que con conocimiento de causa, entiendan que las tecnologías de la información y el uso de éstas tienen un alto impacto en cada una de las áreas que impulsan el desarrollo de la sociedad, cuya derrama se traduce en la generación de capital intelectual en las personas, las organizaciones y el gobierno.

Durante las tres sesiones que presencié – Gobierno Electrónico, Emprendedores y La Industria de las TIC´s-, los distintos ponentes coincidieron en que la agenda digital está compuesta por una variopinta cantidad de circunstancias y necesidades, cuyo rasgo común es establecer una estrategia integral para acelerar la adopción y al mismo tiempo, incrementar su aplicación en aras de un beneficio tangible para la sociedad. Sin esto como objetivo, el esfuerzo emprendido por la Comisión Especial de Acceso Digital, presidida por el Diputado Rodrigo Pérez-Alonso y por la Comisión de Ciencia y Tecnología, presidida por el Senador Francisco Javier Castellón, corre el riesgo de quedarse en una mera buena intención. Como tantas otras.

3.- Innovadora porque la transformación que requiere México, además de incluyente e integral debe generar dinero. Debe estar empatada con la tendencia de los usos y costumbres de los nativos digitales del país y del resto del mundo, pues debe tomarse en cuenta el rasgo global de la sociedad en la era del conocimiento, donde Internet acorta las distancias, homologa los hábitos y por lo mismo pone al descubierto las inercias negativas que afectan a los usuarios de manera independiente y colectiva, siendo el caso más sonado durante la sesión de ayer la ya famosa neutralidad de la red y la controversial iniciativa ACTA (por sus siglas en ingles).

Como innovadora, la agenda digital debe ser un revulsivo en la generación de empleos, la punta de lanza de un modelo de gestión en las Pymes, el trampolín en el que se base la economía nacional para mejorar sus niveles de competitividad. En otras palabras, la agenda digital debe generar bienestar. Mauricio Santillán, durante su ponencia hizo énfasis en este sentido, recalcando “que la innovación que no es monetizable, no es innovación”.

Si quieren darle seguimiento a este tema les recomiendo seguir a las siguientes personas en Twitter:

Diputado Rodrigo Pérez-Alonso: @rperezalonso

Senador Francisco Javier Castellón: @Senadocastellon

Presidente de la Cofetel, Mony de Swaan: @Mony_de_Swaan

Presidente ISOC, Alejandro Pisanty: @apisanty

Director Alternativa Digital, Emilio Saldaña: @Pizu

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)